Ciencia en medios

Periodismo Cientifico

Es verdad que la prensa española suele tratar con cierto mimo la información científica; los principales diarios nacionales dedican su propia sección tanto a la ciencia como a la tecnología, como puede verse en El Mundo, El País o ABC –este última dedica una atención especial a la astronomía y a todo lo que esté relacionado con la realidad del universo-.

Pero sin duda el gran bastión del periodismo científico en nuestro país suele estar en las revistas especializadas en ciencia. Así, no faltan títulos muy seguidos por los lectores, como pueden ser Muy Interesante, Ciencia Joven o Quo. Las curiosidades y los conocimientos culturales y de distintas ramas de la ciencia van entrelazándose en estas revistas. Otras revistas de fama internacional, como Science, National Geographic o Nature, también gozan de gran aceptación en nuestro Estado.

En algunos casos, estas revistas se vuelven delicadamente especializadas, llegando a abarcar terrenos muy concretos, como la arqueología, la medicina o la astronomía. Y es que el periodismo científico, lejos de ser mayoritario entre los consumidores de información españoles, ha quedado acotado a un público especializado.

En la radio española, la calidad de los pocos programas de periodismo científico que se cuelan en las parrillas es elevada también, a pesar de las múltiples trabas que aparecen en el camino. ‘Ciencia la cubo’ era sin duda uno de los espacios de referencia de Radio Nacional de España, aunque el pasado agosto, después de diez años de emisión, tuvo que decir adiós por una simple falta de presupuesto del ente público; el fútbol, la política y la música volvían a imponerse al periodismo científico una vez más en la programación radiofónica.

Con ‘Milenio 3’, el programa conducido por Íker Jiménez durante años en la SER, también fuera de escena, el espacio irreductible y bandera del conocimiento, el misterio, la historia y la ciencia que continúa al pie del cañón en España es ‘La rosa de los vientos’. El mítico programa de Onda Cero, que durante años fue presentado por el gran Juan Antonio Cebrián, sigue llevando la ciencia a todos los hogares en las madrugadas de los sábados y los domingos, conducido ahora por Bruno Cardeñosa.